Historia Alternativa
Advertisement
Historia Alternativa
República Socialista de Checoslovaquia
Bandera Escudo de Armas de Checoslovaquia
Bandera Escudo de Armas
Localización de Checoslovaquia
Localización de Checoslovaquia
Capital: Praga
Idioma: checo, eslovaco
Tipo de gobierno: Comunista


Checoslovaquia (Československo en checo y en eslovaco), formalmente República Socialista de Checoslovaquia, es una república de Europa Central que existió desde 1918 (a excepción del periodo durante la Segunda Guerra Mundial).

Historia

Edvard Beneš volvió al poder como presidente cuando Checoslovaquia fue liberada del yugo mnazi en 1945 y fue reelegido en 1946. En mayo de 1946 tuvieron lugar las primeras elecciones libres. Los comunistas, que habían ganado prestigio con su moderada política de socialización, obtuvieron el 38% de los votos. Tanto en Occidente como en la URSS se tuvo la percepción de que en Checoslovaquia podía estar ocurriendo lo nunca visto, el nacimiento democrático de un régimen comunista.

Alrededor del 90% de la población alemana de Checoslovaquia fue expulsada y sus bienes confiscados.
En las elecciones parlamentarias de 1946, el Partido Comunista de Checoslovaquia se convirtió en el ganador en el territorio checo (el Partido Demócrata ganó en Eslovaquia).

Durante el invierno boreal de 1947-1948, la tensión tanto en el gabinete como en el parlamento entre los comunistas y sus opositores llevó a un conflicto cada vez más amargo.  La situación se hizo crítica en febrero de 1948, cuando el ministro comunista del interior, Václav Nosek, extendió ilegalmente su poder tratando de purgar los restantes elementos no comunistas en el Cuerpo Nacional de Policía. El aparato de seguridad y la policía se transformaban en instrumentos al servicio del KSČ (Partido Comunista de Checoslovaquia, en checo: Komunistická strana Československa), que ponían en peligro las libertades cívicas básicas.

El 21 de febrero de 1948, doce ministros no comunistas dimitieron en protesta después de que Nosek se negase a reincorporar a ocho oficiales de policía de alto rango no comunistas a pesar de una mayoría de votos del gabinete a favor de hacerlo.  Los ministros no comunistas parecían comportarse como si fuera solo el preludio a la anticuada crisis gubernamental de 1939, sin saber que los comunistas se estaban movilizando desde abajo para tomar el poder por completo. La llegada a Praga del embajador soviético, Valerian Zorin, para organizar el golpe de Estado es un ejemplo de ello. Las milicias armadas y la policía se hicieron cargo de Praga, se montaron manifestaciones comunistas y fue disuelta una manifestación estudiantil anticomunista. Los ministerios de los ministros no comunistas fueron ocupados, los funcionarios despedidos y a los ministros se les impidió entrar en sus propios ministerios. El ejército fue confinado a sus cuarteles y no interfirió.

Tras el golpe de Estado, los comunistas se movieron rápidamente para consolidar su poder. Miles de personas fueron despedidas y otras cientas fueron arrestadas. Miles huyeron del país para evitar vivir bajo el comunismo.

El 9 de mayo se proclamó una nueva Constitución que declaraba a Checoslovaquia una "democracia popular", aprobada por el Parlamento. 

El Presidente Benes rechazó firmar la nueva legislación y dimitió el 7 de junio (moriría tres meses después). El 14 de junio, el parlamento eligió a Klement Gottwald como Presidente del país.

Aunque se mantendría la ficción de pluralismo político, a través de la existencia del Frente Nacional.
Fue introducido el centralismo burocrático bajo la dirección del Partido Comunista de Checoslovaquia. Los elementos disidentes fueron purgados de todos los niveles de la sociedad, incluyendo a la Iglesia católica. Los principios ideológicos del marxismo-leninismo y del realismo socialista penetraron la vida cultural e intelectual. La economía estuvo comprometida hacia una planificación central y hacia la abolición de la propiedad privada de capital. 

Tercera Guerra Mundial

Aún antes de la Tercera Guerra Mundial, aparecieron las primeras resistencias a la influencias del Partido Comunista de la Unión Soviética (PCUS) en la política checoslovaca.  Gottwald instigó una serie de purgas, cesando a importantes dirigentes del KSC como su Secretario General, Rudolf Slansky, o el Ministro de Asuntos Exteriores, Vlado Clementis, destituidos y encarcelados tras los Juicios de Praga de 1951.

Checoslovaquia sufrió severamente en el transcurso de la Tercera Guerra Mundial, debido a los bombardeos de la OTAN. Esto provocó un aumento de la actividad disidente.  Gottwald debió hacer frente a una cada más poderosa oposición desde dos sectores, los comunistas seguidores de Slansky y Clementis por un lado y los nacionalistas eslovacos.

Efectivamente, al estallar la Tercera Guerra Mundial, los nacionalistas eslovacos vieron la oportunidad de obtener la indepedencia. Se formó el Partido Comunista de Eslovaquia (KSS), como una escición del Partido Comunista de Checoslovaquia, bajo el liderazgo de Jozef Lenárt y Gustáv Husák. 

Vea también

Advertisement