Ducado de Spoleto

Ducado autónomo del Reino lombardo

Reino lombardo.gif

570-733

Reino lombardo.gif

Bandera Escudo
Bandera Escudo
Ubicación de Ducado de Spoleto
Localización del ducado de Spoleto
Capital Spoleto
Idioma oficial Latín
Otros idiomas Lombardo y Protorromance
Religión Cristianismo católico
Gobierno Monarquía absoluta (Nobiliaria)
Duque
 • (724-733) Trasimundo
Historia
 • Establecido como ducado autónomo del Reino lombardo 570 de 570
 • Reclamación de independencia al Reino lombardo 732
 • Anexión al Reino lombardo 733
 • Disolución 733
Moneda Tremessis
Precedido por Sucedido por
Reino lombardo Reino lombardo

Introducción

El ducado de Spoleto surgió en el 570 cuando se conformó el ducado como ducado autónomo del Reino lombardo. El ducado se mantuvo muy estable hasta su anexión en 733 al Reino lombardo que disolvió el ducado durante la Guerra omeya-cristiana, siendo su último rey Trasimundo.

Historia

Periodo previo a Trasimundo (570-724)

En el año 570 se funda al ducado de Spoleto que guardaría una estrecha relación con el Reino lombardo. Pese a ser un ducado lombardo debido a su influencia de la ciudad de Roma y la incomunicación con el resto del reino el ducado siempre mantuvo una cierta independencia de forma muy similar al Ducado de Benevento.

Durante este primer periodo la relación con el reino lombardo y al ducado vecino de Benevento. Sin embargo a diferencia del ducado de Benevento su política respecto al Imperio Bizantino fue de relación pacífica y no hostil.

Gobierno del duque de Trasimundo y desaparición del ducado. (724-733)

En el año 724 llega al poder Trasimundo que reclamó mayor independencia del Reino Lombardo desde un inicio pero tras una dura represión lombarda Trasimundo cesó sus demandas. En el 732 llega al poder Adelais en el Ducado de Benevento que también buscaba mayor independencia de su ducado por lo que enseguida se alinearon para reclamar la independencia total del Reino lombardo y su rey Liutprando, con también el apoyo del papa Gregorio III. Desde el inicio esta reclamación supuso el rechazo frontal de los lombardos pero el apoyo del papado supuso que no intervinieran de forma inmediata.

En el 733 Gregorio III reunió a todos los estados cristianos incluidos los ortodoxos con el objetivo de conformar la llamada Hermandad cristiana que pretendía expulsar a los musulmanes omeyas de Europa. De inmediato el Imperio bizantino y el Reino lombardo se unen a la hermandad pero los duques Adelais y Trasimundo exigen que para unirse a la Hermandad Lombardía reconozca su independencia y al imperio bizantino sus tierras en Italia incluida Roma que pasaría a ser del ducado de Spoleto. De esta forma los dos duques pensaban controlar toda la zona sur de Italia sin sufrir daños militares. Sin embargo, ni Liutprando ni León III, emperador bizantino, ceden a sus demandas. Finalmente los dos ducados no entran en la Hermandad.

Al iniciarse la guerra omeya-cristiana ese mismo año, los dos condados deciden ponerse de lado omeya embaucados por su poderío pese a ser cristianos. Con esto se inicia la invasión de las zonas bizantinas en Italia. Los condes pensaban que el apoyo omeya desde el sur permitiría la conquista del sur Italiano de forma rápida por lo que sólo debían resistir el tiempo suficiente para recibir los refuerzos, incluso se planteó que ante este apoyo a los omeyas la hermandad cediera a sus demandas. No se temía a aliarse con los musulmanes ya que pensaba que una vez se cedieran sus demandas podría cambiar de bando obligado a los omeyas a cesar su expansión. Ante la situación Gregorio III les quitó el apoyo declarándolos "infieles" y animó su conquista consciente de la amenaza que suponía que los omeyas se establecieran al sur de Italia a las puertas de Roma. Motivados por el papa y por sus conflictos con los ducados enseguida los lombardos y bizantinos se lanzaron a la conquista. Al iniciar la campaña León III y Liutprando firmaron el Acuerdo de Roma supervisado por el papa y el patriarca ortodoxo. En el que Spoleto quedaba bajo la soberanía del Reino lombardo.

En un inicio los dos ducados comenzaron con una gran ofensiva, los soldados de Spoleto se aproximaron con gran intensidad a Roma, pero una acción conjunta de lombardos y bizantinos desde el norte hizo perder todo el territorio conquistado, rápidamente el ejército del ducado se descompuso en y el avance de la hermandad fue arrollador llegando a Spoleto en muy poco tiempo. En julio del 733 el ducado de Spoleto fue definitivamente anexionado por el Reino lombardo y disuelto pasando a ser directamente territorio real y por lo tanto bajo gobierno directo del rey Liutprando. De esta forma se acabó con la casa nobiliaria de la zona impidiendo que volviesen a reclamar mayor independencia.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.