FANDOM


Estados Unidos
Estados Unidos del Río de la Plata
Bandera Estados Unidos del Plata Escudo de los EURP
Bandera de la Unión Platense Escudo del Partido Federal Platense
Mapa-Estados Unidos del Río de la Plata
Localización de los Estados Unidos del Río de la Plata

Lema: Dios nos da la Unión

Capital: Argirópolis
Otras Ciudades:

Buenos Aires, Montevideo, Asunción

Idiomas:
  Oficial:
 
Español
  Otros idiomas: Portugués, lenguas nativas, italiano, alemán, francés
Tipo de gobierno: República Federal Democrática Presidencialista
Presidente: Cristina Fernández de Kirchner
Establecimiento: 1851
Independencia: de España
  declarada: 1810
Moneda: Peso Platense
Gentilicio: Rioplatense, Platense, Estadounidense del Río de la Plata, Surestadounidense
Dominio de internet: .erp


Los Estados Unidos del Río de la Plata son un Estado soberano de América del Sur, actualmente considerado la única superpotencia del hemisferio sur.

Limita al este y al sur con Chile, al noreste con la República Andina y al norte y noroeste con Brasil.

Historia

Luego de firmarse el Acta de la Unión del Río de la Plata el poder de Juan Manuel de Rosas rápidamente se consolidó.

Sarmiento y Mitre no habían considerado el poco apoyo popular que tendrían en un régimen federal extremista.

En 1855, el mandato de Rosas estaba por terminar. Rosas se enfrentó a la difícil decisión de esperar obtener un segundo mandato o iniciar de una vez la campaña que planeaba realizar para arrebatar el resto de la Cuenca del Plata al Imperio del Brasil. Finalmente Rosas decidió terminar con la consolidación y estructuración de su nuevo país antes de cualquier otra cosa.

En 1857, Manuel Oribe asumió la presidencia, y Rosas se convirtió en su secretario. Ambos planificaron la nueva política interna y exterior de los Estados Unidos y decidieron iniciar la guerra en 1859.

El 7 de Septiembre de 1859, los brasileños se encontraban en plena celebración de la independencia nacional. Los platenses, liderados por Rosas y Oribe en persona, atravesaron la frontera y se abrieron paso liberando esclavos que se unieron a su ejército, contando también con bastante apoyo popular. Asediaron importantes ciudades como Porto Alegre y Río Grande, dando comienzo a la llamada Guerra de Río Grande.

Finalizado el asedio de Porto Alegre en Marzo de 1860, y el de Río Grande en Abril, Rosas y Oribe (que comandaba cada asedio respectivamente) regresaron a su propio territorio trayendo el botín y a los heridos y muertos.

Oribe optó por enviar a los nuevos refuerzos y suministros al mando de Sarmiento y Mitre, y de esta forma mantenerlos alejados.

Aunque los surestadounidenses obtuvieron la victoria en 1861, Oribe falleció ese mismo año.

El nuevo gobierno del vicepresidente Rosas (ahora presidente provisional por el resto del mandato de Oribe) anexionó a las provincias del Río Grande.

En 1863 finalizó el mandato de Rosas y se convocaron nuevas elecciones. Una vez más, Rosas fue elegido Presidente.

Aunque el gobierno de Rosas fue prospero, no encontró ningún sucesor. Lucio Mansilla se había retirado de la vida pública y Pascual Echagüe murió en 1867, y la oposición había ganado terreno gradualmente gracias a la heróica participación de Sarmiento y Mitre y sus ex-unitarios en la guerra.

Rosas perdió las elecciones ante Sarmiento en 1870.

Sarmiento llevó al país (un proyecto suyo en realidad) a una edad de oro y se preocupó especialmente por fomentar la educación y la cultura.

Sin embargo, Sarmiento inició una sangrienta campaña conocida popularmente como la Purga de los Gauchos. Las ambiciones del país por expandirse al sur fueron frenadas pues lo último que Sarmiento deseaba era anexionar un territorio en que predominaran los indios y reconocer sus derechos, por esto Chile se adelantó en la expansión a través de la Araucanía.

Sarmiento volvió a ganar las elecciones en 1877, año en que murió Rosas.

Sarmiento tenía además por ministros y gobernadores a miembros del antiguo partido unitario, que concentraron en él todo el poder político.

Ésto desembocó en una guerra llama Guerra de la Unión, debido a las ansias de Sarmiento por crear un régimen unitario unipartidista.

Para mejorar sus relaciones con Brasil, el general rebelde Justo José de Urquiza, aliado de Pedro II, prometió a éste grandes privilegios comerciales (ahora la mayor parte de la Cuenca del Plata pertenecía a los Estados Unidos, es decir, la mayor y más importante vía comercial de la región).

En 1878, Sarmiento fue derrocado por los esfuerzos conjuntos de Urquiza, Mitre y Pedro II. Sin embargo, debido a su posición como Presidente de jure Sarmiento fue sucedido por su vicepresidente Lucio Victorio Mansilla, que se ocupó de mantener su gobierno pro-educacional y extender las tecnologías más importantes a los Estados Unidos.

Mansilla mando por cuatro años, en los cuales construyó la red de vías férreas más importantes de América y el primer cable de telégrafo en conectar los cinco continentes (colaboró con el gobierno chileno en la creación de una red hasta Oceanía).

Durante la época de Mansilla el ejército también fue una prioridad, y la amistad con Brasil. Urquiza, como Director Provisional, dio a los brasileros el control de los ríos que con tanto esfuerzo Rosas y Oribe les habían arrebatado.

El conflicto resultante se llamó Guerra de la Cuenca del Río de la Plata, durante la cual Urquiza encontró su final.

Tras el fin de la guerra, Mitre fue nombrado Director Provisional por tres años, y luego elegido Presidente por seis.

En 1893, finalizado el mandato de Mitre, la presidencia fue asumida por veterano de guerra llamado Julio Argentino Roca.

Roca inició la Conquista de la Pampa, una campaña para apoderarse del territorio ocupado por indígenas que Sarmiento había excluido de los Estados Unidos.

Luego del mandato de Roca, en 1899, su cuñado Miquel Juárez Celman fue elegido Presidente. Celman terminó los procesos de organización nacional dejados incompletos por Sarmiento y Mitre y promovió la separación del Estado y la Iglesia.

En 1905, con el fin del mandato de Celman, José Figueroa Alcorta asumió como Presidente. Alcorta se preocupó más que nada por mantener la prosperidad de la era de Celman.

En 1911, Roque Sáenz Peña fue elegido Presidente. Se lo recuerda por sancionar la Ley Sáenz Peña, que permite el voto secreto. Muriendo en el cargo, los tres años restantes de su mandato correspondían al Vicepresidente, el liberal Claudio Williman, que presentó su dimisión en favor de unas nuevas elecciones. Asumiendo Eduardo Schaerer, el país se involucró en la Primera Guerra Mundial, desempeñando un importante papel que le permitió opacar a sus hermanos del norte, los Estados Unidos de América.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.