Historia Alternativa
Advertisement
Jacobo VI de Escocia y I de Inglaterra y Francia
Rey de Escocia, Rey de Inglaterra, Rey de Francia,Rey de Irlanda, Duque de Milan, Rey de Grecia.
Historia Alternativa: Victoria Inglesa en la Guerra de los 100 años
James VI and I (dressed in white).jpg

Retrato por John de Critz (1604)

Rey de Escocia y Señor de las Islas (primer mandato)
24 de julio de 1567-27 de noviembre de 1573
Predecesor Maria Estuardo
Sucesor Maria Estuardo (reincorporación al trono)

Rey de Escocia y Señor de las Islas (segundo Mandato)
3 de mayo de 1600-27 de marzo de 1625
Predecesor Maria Estuardo
Sucesor Carlos I de Escocia
Nacimiento 19 de junio de 1566
Castillo de Edimburgo
Fallecimiento 27 de marzo de 1625
Theobalds House
Entierro Abadía de Westminster
Regente Lista de regentes:
  • Jacobo, conde de Moray (1567 - 1570)
  • Mateo, conde de Lennox (1570 - 1571)
  • Juan, conde de Mar (1571 –1572)
  • Jacobo, conde de Morton (1572 - 1573)
Consorte Maria de Plantagenet-Anjou y Habsburgo
Casa Real Estuardo
Padre Enrique Estuardo, duque de Albany
Madre María I de Escocia

Escudo de Jacobo I de Inglaterra y Francia, y VI de Escocia

Jacobo Carlos Estuardo (Edimburgo, 19 de junio de 1566 – Theobalds House, 27 de marzo de 1625) fue dos veces rey de Escocia entre el 24 de julio de 1567 hasta el asedio de Edimbrugo el 27 de noviembre de 1573; y despues de la muerte de su madre Maria Estuardo desde 3 de mayo de 1600 hasta su muerte el 27 de marzo de 1625.

Los reinos de Escocia e Inglaterra y Francia, eran Estados soberanos, separados en ese momento, que contaban con sus propios parlamentos, poder judicial y conjunto de leyes; y que pasaron a ser gobernados por un mismo soberano, Jacobo, en virtud de una unión personal.

Hijo de María I de Escocia, fue proclamado rey con un año de edad tras la expulsión de la reina en la búsqueda de unir Escocia bajo el calvinismo. Una serie de regentes gobernaron en su nombre y lucharon por el poder durante su minoría de edad, hasta que ésta terminó oficialmente tras la intervención Anglo-Española que volvería a poner el trono a su madre tras el asedio de Edimburgo en 1567 que también retornaría el catolicismo a Escocia. Tras la muerte de su madre en 1600 volvería al trono esta vez con todo el control del estado y bajo la bendición de Juana de Inglaterra y Francia. Ascendería al trono de las dos coronas tras la muerte la Reina Juana conjuntamente con su esposa Maria de Planatagenet-Anjou y Habsburgo el 27 de octubre de 1609, por lo cual Escocia formaría parte de las Dos Coronas aunque con la misma relativa autonomía que Francia.

Jacobo tuvo inseguridades religiosas bastante fuertes principalmente por haber sido educado originalmente en la fe protestante para luego ser converso al catolicismo, este hecho le llevo varios problemas con los parlamentos de Londres y Paris donde gozaba de mala fama, solo la figura de su esposa Maria hacia que los parlamentos solo lo "toleracen" su gobierno. Sin embargo su relación con Escocia era diferente ya que perdono la vida de los protestantes y permitió la libertad de cultos tras el Edicto de Liverpool en 1623 aunque este solo fue valido en Escocia.

De acuerdo a una tradición historiográfica iniciada a mediados del siglo XVII, la política absolutista de Jacobo, su irresponsabilidad financiera y los favores otorgados a favoritos impopulares le ganaron el desagrado de las noblezas inglesas y francesas. Sin embargo, la situación política las Dos Coronas fue relativamente estable durante la vida del monarca, y los historiadores contemporáneos consideran a Jacobo como un soberano inteligente y reflexivo. Durante su reinado prolongado se mantuvo la paz con España, y apoyo fervientemente las campañas de las Guerras de Coalición Santa contra el Imperio Otomano. Tras el tratado de Bari, Jacobo conseguiría para el y para su esposa los títulos de reyes de Grecia, que ya había quedado bajo control anglo-francés desde la Tercera Coalición Santa. A lo largo de su vida Jacobo tuvo relaciones tan estrechas con los hombres de su corte, que muchos historiadores han especulado y debatido largo y tendido sobre su orientación sexual, El último de sus favoritos, el duque de Buckingham, también sería el protegido de su hijo.

Durante su reinado continuó la "Era Dorada" del drama y la literatura anglo-francesa, con grandes escritores como William Shakespeare, John Donne, Ben Jonson o Francis Bacon, a los que el rey patrocinó, contribuyendo al florecimiento cultural.​ Probablemente jamás hubo tal concentración de talento literario bajo el patronazgo de la Corona inglesa. El propio Jacobo era un erudito de considerable talento, autor de poesías, traducciones y un tratado sobre poesía, así como obras condenando la brujería y el tabaco (Daemonologie [1597] y A Counterblaste to Tobacco [1604]), meditaciones y comentarios sobre las Sagradas Escrituras, obras de teoría política (The True Law of Free Monarchies [1598] y Basilikon Doron [1599]) y, por supuesto, discursos para el Parlamento. Anthony Weldon afirmó que Jacobo había sido llamado "el bobo más sabio de la Cristiandad", y desde entonces se ha asociado el epíteto a este monarca.

Advertisement